Cómo elegir un sistema de tratamiento de agua para el hogar

Cómo elegir un sistema de tratamiento de agua para el hogar
5/5 - 3 votos

Descalcificadores, sistemas de ósmosis inversa, filtros de agua para la ducha, sistemas para agua de pozo, fuentes… Existen muchas formas de obtener agua de calidad en el hogar o en la empresa, pero no todas son igual de efectivas.

Dependerá de cada caso y de cuál el problema que queremos paliar: dureza del agua, agua turbia, olor y sabor a cloro o incluso posible presencia de bacterias y virus.

Qué sistema de tratamiento elegir

Existen sistemas específicos para cada problema

Entonces, ¿cómo elegir un sistema de tratamiento para el hogar? En este post te explicamos las nociones básicas para hacer una buena elección, teniendo en cuenta que siempre contarás con el asesoramiento de la empresa de tratamiento integral del agua escogida.

En Ordessa asesoramos a nuestros clientes y hacemos los análisis del agua pertinentes para poder ofrecer el equipo de tratamiento más adecuado, desde un descalcificador para zonas donde el agua es abundante en cal, hasta un sofisticado sistema de ósmosis inversa, que elimina todos los contaminantes consiguiendo un sabor neutro.

Pero, ¿por dónde empezamos? La respuesta es fácil: por conocer el problema.

Información sobre la calidad del agua

Si el agua de tu casa tiene un sabor extraño, reseca demasiado tu piel o tiene un color turbio, probablemente exista un problema. Pero, ¿cómo detectar cuál es? Existen varias opciones:

Datos oficiales

Es posible conocer los parámetros que miden la calidad del agua a través de los boletines de autocontrol de la calidad analizados en los depósitos y en las redes municipales. Los podrás encontrar en su página web o pedirlos en el consistorio.

Y es que, periódicamente los técnicos someten al agua potable que llega hasta nuestros hogares a un análisis del agua, en el que estudian las características físico-químicas de las aguas para determinar que la salubridad, limpieza y calidad sean idóneas para el consumo humano. En estos análisis se suele controlar la turbiedad de agua, su PH, el color o la presencia de bacterias, entre otros parámetros.

Con estos datos es posible hacerse una idea de cuáles son los parámetros que se podrían mejorar, ya que aunque el agua potable es perfectamente apta para el ser humano, no quiere decir que sea el agua de máxima calidad.

Test líquido

Si sospechas que el agua de tu hogar es especialmente dura, es decir, con un elevado nivel de sales, puedes realizar un fácil test líquido para saber la dureza del agua. Como puedes observar en el mapa de la dureza del agua en España, en nuestro territorio este problema es muy habitual. De todas formas, hay que tener en cuenta que la dureza no solo depende de variantes geográficas, sino que también pueden influir las instalaciones.

Análisis profesional

Si crees que en tu hogar existe algún problema con el agua, lo más recomendable es que te pongas en contacto con una empresa especializada, que podrá realizar los análisis pertinentes para detectarlo.

Una vez que se conozca cuál es el agente que está reduciendo la calidad de agua (sales en exceso, turbiedad, cobre…) se podrá actuar para eliminar o reducir su presencia. ¿Cómo? Existen varias opciones…

Opciones de tratamiento de agua

Estas son las opciones de tratamiento del agua más populares y más efectivas, eso sí, ¡dependiendo de cada caso analizado previamente!

Si quieres mejorar la calidad del agua en tu hogar, con el sistema de tratamiento de agua más adecuado, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

Seguro que te interesa: